in

Demandan condenas ejemplares contra aberrantes casos de maestros violadores

Indignación ha generado el caso de un individuo, profesor de filosofía de un centro de enseñanza de la zona norte, sobre quien recayó una pena de más de 280 años por violación.

Este sujeto, de nombre Justo Pastor Aguilera Osorto, fue sentenciado por violación y actos de lujuria en perjuicio de al menos 11 menores, incluidos niños de cinco años.

El hombre aceptó su culpa en la comisión de semejantes acciones aberrantes, frente a las pruebas múltiples irrebatibles presentadas en su contra.

Aguilera Osorto enfrenta una condena de 15 años por cada una de las 14 violaciones imputadas y más de 20 años por cada uno de los tres casos de lujuria de las que también se responsabiliza al pervertido.

Profesionales del Derecho entrevistados por Diario Matutino, recriminaron la indiferencia con la que actúa la sociedad en general ante expedientes aberrantes que involucran a menores de edad.

Sin embargo, reconocieron que el peso de la ley que ha caído sobre el degenerado profesor de filosofía es ejemplar y debe servir de antecedente para terminar con la impunidad de los repulsivos casos de violación, especialmente contra los menores de edad.

Written by Jessica Mass

Nayib Bukele, el revolucionario presidente ‘millennial’ de El Salvador

La Ceiba, un encanto natural al Norte de Honduras